Related Posts Plugin for WordPress, Blogger... Grazia

Diario de viaje

mayo 17, 2013

Día 1, 15:00
Sale el tren con destino a Lleida. Yo, que de una manera u otra siempre acabo corriendo para coger cualquier medio de transporte, llego inusualmente pronto. Bien, parece que por fin voy aprendiendo. En Lleida cambiamos a un microbús y enfilamos la carretera rumbo a los Pirineos, a Andorra la Vella.
En el bus, Elena de Fashionísima, Nuria de Dos en la pasarela, Elena de Style in Madrid, Erika de Madrid is fashion, Nuria de 100 vestidos y María Jesús de Crímenes de la moda. Perfectas compañeras de viaje para esta aventura de fin de semana.

 

20:00 
Estamos tan cansadas que no nos cuesta hacernos al horario europeo. Cena tempranera en El Japo (un nombre para no dejar lugar a dudas) y a dormir.


22:15
Eso sí, antes de nada, y sin que sirva de precedente, no puedo evitar la típica #fotobaño para llevarme de recuerdo.


Día 2, 10:00
Tras un reparador sueño y un (todavía más reparador) desayuno de hotel, nos dirigimos al Museo del Perfume que la fundadora de las Perfumerías Júlia (toda una institución en Andorra) creó hace nueve años. Un recorrido que se transforma en un placer para los sentidos.
Para rematar la mañana clase práctica de maquillaje en una de sus perfumerías (que nunca viene mal para una negada como yo) y cursillo avanzado para conocer sus hits. De momento, tras usarlas una semana, me declaro fan de sus cápsulas regeneradoras PCHP 14. ¡Ah y de la crema de manos!


13:30
El horario está muy ajustado y no hay tiempo que perder. Hace muchos años que no vengo a Andorra y me apetece pasear y disfrutar de la ciudad, pero no es posible.
Al menos tengo tiempo para sacar el móvil e inmortalizar que la primavera ya ha llegado a los Pirineos.


14:00
Comida en un rincón muy recomendable: Bodega Poblet. Está un poco apartado del centro y no llama especialmente la atención, así que resulta difícil pararse si no lo conoces. Vale la pena, desde luego.


16:00
Seguimos nuestra carrera por Andorra hasta llegar a Ikka's, una tienda perfecta si te ciegan los brillos de Versace. Una vez más el disfrutar de la ciudad tendrá que esperar.



19:00
Relax. Al llegar al hotel descubro el super regalo de Júlia con todos sus productos para probar en casa. Ahora sí que estoy deseando volver a Madrid.
La siguiente parada: el spa de nuestro hotel, el Plaza. Tratamiento facial y ruta por la zona de aguas. Vale, creo que no me muevo de aquí.


21:15
Pero hay que espabilar, a las nueve nos espera la cena en el restaurante del hotel, La Cúpula. Carpaccio de vieira, bombón de foie, merluza... ¡Que no nos lleve el aire que en Andorra esta noche se desata el temporal!


23:30
Antes de volver a la cama pasamos por un bar a tomar algo. Casi me hecho a llorar cuando me doy cuenta que era uno de mis restaurantes preferidos cuando venía de pequeña cada Semana Santa. La crisis hizo que cerrara hace unos meses y ahora es un local de copas. Puñetas.


Día 3, 10:00
Otro desayuno para no pasar hambre en el resto del día y otra mañana por delante con la agenda apretada. Visitamos Via Moda, la empresa que, con muchas tiendas repartidas, centraliza el 70% del comercio textil en Andorra (¡guau!). Su punto fuerte, su amplísima oferta: desde (mis adoradas) camisas de Equipment hasta vaqueros de Armani Jeans, la firma más vendida, por cierto.


Erika y yo somos gemelas de gafas y también de fundas de lunares. Lo bueno abunda, ya se sabe...


13:00
Por la noche ha caído una buena nevada así que en la ciudad primavera e invierno se pelean por cada rincón.
La última comida antes de partir, en Caldea, cuyas aguas termales están completamente vacías fuera de temporada.


17:00
Cogemos el Ave desde Lleida y vuelta a casa. Por la cantidad de equipaje que acumulamos entre todas cualquiera diría que venimos de un mes de vacaciones.


El finde fue tan ajustado que por no tener no tuve tiempo ni de sacar la cámara. Aunque por otra parte, ¿¡quién la necesita teniendo móvil y filtros de Instagram!?
 
site design by designer blogs